Cayó el “Chabelito”, presunto responsable de la masacre de una familia en Guanajuato

 A poco de que se cumplieran dos semanas desde que inició el año, el estado ya registraba al menos tres masacres (Foto: Fiscalía General del Estado de Guanajuato)

A poco de que se cumplieran dos semanas desde que inició el año, el estado ya registraba al menos tres masacres (Foto: Fiscalía General del Estado de Guanajuato)

José de Jesús “N”, alias El Chabelito, fue detenido y vinculado a proceso por su presunta participación en la masacre de cinco integrantes de una familia el mes pasado en León, Guanajuato.

Agentes de la fiscalía guanajuatense arrestaron e imputaron a El Chabelitopor el ataque que perpetró junto con otras personas que conformaron un comando armado. Estos hechos sucedieron el pasado 23 de enero en un domicilio de la colonia El Coecillo. Ahí, los agresores ejecutaron a cuatro adultos: tres mujeres y un hombre; así como una pequeña de apenas 11 años. Además, dejaron heridas a cuatro personas, incluidas una joven de 14 y otra niña.

“El imputado en compañía de otros sujetos arribaron a la calle Chayóte, a bordo de un vehículo de motor del cual descendieron portando armas de fuego, y al aproximarse al domicilio donde se encontraban las víctimas, ingresaron al inmueble y dispararon en contra de los presentes, para después salir huyendo del lugar”, comunicó la dependencia ministerial.



Luego de ello, la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios de la Fiscalía Regional A, integró la carpeta de investigación con datos de prueba recabados por el equipo pericial en la escena, estudios forenses, balísticos e información obtenida en diligencias de investigación en campo desarrolladas por la Agencia de Investigación Criminal.


El Chabelito fue detenido y vinculado a proceso por su presunta participación en la masacre de cinco integrantes de una familia el 23 de enero en León (Foto: Archivo)

Fue así que se logró la identificación de José de Jesús “N” como uno de los culpables en la masacre y por quien se solicitó una orden de arresto que fue cumplimentada.

“El agente especializado del Ministerio Público expuso los datos probatorios que lo incriminan en los hechos señalados por la ley como delito de homicidio calificado, en agravio de Alejandra “N”, Rosa “N”, María “N”, Edgar “N” y un menor de edad, así como en el delito de lesiones, en agravio de cuatro personas que también se encontraban en el lugar”, detalló la Fiscalía de Guanajuato.


A poco de que se cumplieran dos semanas desde que inició el año, el estado ya registraba al menos tres masacres, un violento enfrentamiento y el asesinato de un diputado del Partido Acción Nacional (PAN).

El primer ataque tuvo lugar el 4 de enero, cuando un grupo de sicarios ingresó a un edificio de la calle Congreso de Chilpancingo en el municipio de León y asesinó a cinco miembros de una familia, cuatro fallecieron en el lugar y uno de camino al hospital.

La entidad es disputada por remanentes de las huestes del Marro y por el CJNG (Foto: Especial)


Las víctimas se encontraban en un departamento y un grupo de hombres irrumpió al lugar y disparó contra la familia. El 5 de enero, un comando intervino en un inmueble ubicado en el municipio de Pénjamo y baleó a dos hermanos de 18 y 20 años.

Ese mismo día, en León, localizaron los cuerpos de dos hombres sin vida, con huellas de violencia, al interior de un vehículo, en un camino de terracería del Fraccionamiento Nuevo San Carlos.


La noche del jueves 7 de enero de 2021, un comando armado irrumpió en un velorio de Celaya y atentó contra los presentes. A través de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, el gobierno local informó que nueve personas fueron masacradas y una más resultó herida por impactos de arma de fuego.

Las autoridades informaron que los hechos ocurrieron en la colonia Arboledas San Rafael, al exterior de un domicilio ubicado en la calle Chapultepec. En el lugar estaban velando a una persona de identidad aún desconocida.


Para el 13 de enero, cuatro mujeres y un menor, integrantes de una familia que habitaba en la comunidad Carrizal Grande, de Irapuato, fueron asesinados a tiros por varios sujetos que ingresaron por la fuerza al hogar.Guanajuato ha registrado diversos multihomicidios en lo que va de 2021 (Foto: EFE/ STR)

El Cártel Santa Rosa de Lima y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) se disputan el control de Guanajuato, pero mientras el primer grupo delictivo mantiene presencia en 24 entidades de México, el segundo de ellos está casi extinto, operando en células en la zona del Bajío.


La guerra se ha agudizado en los últimos dos años, lo que ha dejado múltiples asesinatos y desaparición de personas. José Antonio Yépez Ortiz, El Marro, líder del CSRL, fue detenido el 2 de agosto pasado y el líder del CJNG, Nemesio Oseguera Cervantes, está prófugo; autoridades de Estados Unidos ofrecen 10 millones de dólares por datos que lleven a su captura.

Esta entidad fue la que mayores masacres registró el año pasado con 176 casos y al menos 686 víctimas, de acuerdo con registros de la organización Causa en Común. Aunado a esto, también encabezó los ataques contra menores de edad. Según el conteo basado en fuentes periodísticas, en el estado que gobierna el panista Diego Sinhue Rodríguez Vallejo fueron asesinadas 46 niñas, niños y adolescentes el año pasado. Al menos 25 de estos menores perecieron en masacres.

Share:

Facebook Coments