Quién es el “Vaquero”: el narco buscado por EEUU que quiere construir el mortal “corredor del fentanilo”




La FGJ Tamaulipas ofreció 2,000,000 de pesos como recompensa a quien proporcione ayuda para la localización de Evaristo Cruzm alias "El Vaquero" (Foto: FGJ Tamaulipas)

Evaristo Cruz, alias el Vaquero ha llevado al Cártel del Golfo (de nuevo) al tercer peldaño del nuevo mapa de la violencia de México.

Según la DEA, la organización criminal es la tercera más poderosa del país por debajo del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y Cártel de Sinaloa. Mantiene sus actividades ilícitas en el tráfico de cocaína y heroína, que son transportadas a Estados Unidos a las ciudades de McAllen y Brownsville, Texas.

En Tamaulipas es donde comienza la historia del Vaquero. Este criminal, buscado por los delitos de extorsión, secuestro y asociación delictuosa, forma parte de la lista de los más buscados de la Fiscalía General de Justicia del Estado.

Desde julio de 2019, el Vaquero fue incluido en la lista de prioridades del gobierno estatal, derivado de su presunta responsabilidad en delitos del fuero común. Por información que coadyuve a su localización y captura, la FGJE de Tamaulipas ofrece una recompensa de hasta 2 millones de pesos.

Este criminal prófugo de la justica —que a principios de la pandemia por coronavirus fue vinculado con la entrega de despensas— ha extendido sus tentáculos en la entidad limítrofe con Estados Unidos; sin embargo, esta importante expansión ha convertido al grupo criminal en el puntero de otros cárteles que dominan la región como Los Zetas, incluso del facciones del mismo Cártel del Golfo.
Inmuebles incautados al Vaquero, en Tamaulipas

En Matamoros (Tamaulipas) una nueva facción que se hace llamar Cártel del Golfo Nueva Era está tratando de quitarle la plaza a Evaristo Cruz. Se presume que esta célula la dirige Mario Alberto Beto Cárdenas, quien actualmente se encuentra en una cárcel mexicana pero permanece activo. Su segundo al mando es Raúl Scorpion 2 García.

De acuerdo con el sitio de noticias Breitbart News, Beto Cárdenas elevó el precio de la recompensa de las autoridades, y puso un nuevo valor a la cabeza del Vaquero.

Por esta razón, el Vaquero tuvo que bajar su centro de operaciones al estado de San Luis Potosí (al centro de México) y Nuevo León (al noroeste del país). Hoy, quiere obtener el control de Zacatecas a fin de establecer un corredor para el fentanilo.

De acuerdo con la Agencia Antidrogas de Estados Unidos, en el estado de Zacatecas, el Cártel del Golfo se encontraría en alianza con la organización liderada por Nemesio Oseguera Cervantes, el Mencho.

Ahora mismo, el estado zacatecano es la entidad con más asesinatos, tan sólo en el mes de enero se contabilizaron 108 homicidios dolosos.
1. Tamaulipas 2. San Luis Potosi 3. Nuevo León 4. Zacatecas Los dominios de Evaristo Cruz, alias el "Vaquero"

El Cártel del Golfo que durante décadas controló la llamada frontera chica entre Tamaulipas y Texas (EEUU) quedó muy debilitado tras la ruptura con su brazo armado, Los Zetas, un grupo criminal fundado por militares desertores, que poco después creó su propio cártel. Desde entonces, el sanguinario enfrentamiento entre los grupos por el control del territorio ha sido constante.

Como una muestra de los niveles de violencia que la disputa entre estos cárteles ha alcanzado se encuentra el asesinato de migrantes y algunos ciudadanos estadounidenses.
Fentanilo: la muerte que llega desde China

Desde el primer trimestre de 2020 el mundo ha vivido prácticamente en un encierro ante la amenaza del COVID-19. El silencio se ha convertido en el escenario perfecto para que una sustancia química producida en China esté cambiando para siempre la vida en México y Estados Unidos.

En el escenario del tráfico de fentanilo, China pone la materia prima, los cárteles mexicanos, la mano de obra, y Estados Unidos, los muertos.

La ecuación que resume esta cadena de hechos es muy simple: empresas chinas exportan sin control a México el precursor para abastecer a los cárteles del narco, quienes lo procesan y trafican para su distribución hacia EEUU, donde ha aumentado drásticamente el número de muertes relacionadas con el fentanilo.

El último reporte nacional sobre el estado de las drogas realizado por el Gobierno norteamericano advierte que las muertes por opioides en Estados Unidos han aumentado drásticamente en los últimos años. En 2016 el número de decesos relacionados con este tipo de estupefacientes era de 19.413, pero para 2017 aumentó a 28.466 casos.

Otro dato revelador que señala el informe es el de las pruebas realizadas en laboratorios forenses relacionadas con fentanilo. En 2004 el número era de 389 casos, para 2017 pasó a 56.530 expedientes.

(Infografía: Infobae)

El fentanilo está considerado por las autoridades estadounidenses como un fuerte opioide sintético similar a la morfina, pero con un efecto hasta 100 veces más potente, adictivo y fulminante. Además de tener un efecto más poderoso que otras drogas, los expertos señalan que para los cárteles del narco mexicano es fácil su importación, ya que también es un fármaco que se puede importar y recetar de manera legal debido a que se usa para el tratamiento de pacientes con dolores intensos. Pero la irresponsabilidad de las autoridades chinas y la falta de control de los puertos de entrada en México permiten que se trafiquen cantidades muy superiores a las necesarias para cubrir tratamientos médicos genuinos.

En su modalidad recetada, el fentanilo es conocido como Actiq®, Duragesic® y Sublimaze®.4,5 Los nombres comunes del fentanilo ilegal, de acuerdo con el National Institute on Drug Abuse de Estados Unidos son Apache, China Girl, China White, Dance Fever, Friend, Goodfellas, Jackpot, Murder 8, y Tango & Cash.

Según el instituto, al igual que la heroína, la morfina y otros opioides, el fentanilo actúa uniéndose a receptores en distintas áreas del cerebro que controlan el dolor, las emociones, y da a los consumidores una sensación de bienestar y euforia.

Para la Organización Mundial de la Salud (OMS), los opioides pueden provocar dificultades respiratorias, además de que una sobredosis puede llevar a la muerte. Este opioide se comercializa ilegalmente en forma de píldoras, inyectables o hasta parches.

El bajo precio al que se puede obtener en China multiplica las ganancias para las organizaciones criminales. Datos del Gobierno de EEUU señalan que un kilo de Murder 8 en el país asiático tiene un costo de USD 9.000 pero ya una vez procesado en México en forma de pastillas puede dar a los cárteles ganancias por hasta 1,3 millones de dólares.

Además de importar el fentanilo desde China y recientemente también de India, los cárteles mexicanos compran en estos países maquinaria para el procesamiento de la droga, que generalmente venden en forma de pastilla. Un kilo es suficiente para producir 20 millones de pastillas.

En números:

- 3 miligramos alcanzan para una sobredosis letal para el humano.

- 64 muertes por día en EEUU debido al abuso de su consumo.

- 50 veces más tóxico que la heroína.

- 100 veces más potente que la morfina.

- 1 kilogramo de fentanilo puede producir 20 millones de pastillas.
Share:

Facebook Coments